Consejos y Trucos

Cómo permanecer saludable al trabajar desde casa

Los mejores consejos para mantenerte saludable, feliz y con motivación para trabajar desde casa.

por Melissa en 20 marzo 2020
Cómo permanecer saludable al trabajar desde casa

Hay mucha gente que en ocasiones elige trabajar desde casa. En otras ocasiones, se anima (o se obliga) a que lo hagan, incluso a los que no están acostumbrados a trabajar remotamente. En estos casos, incluso aquellos que han trabajado alguna vez remotamente, podrían pasar por una nueva y extraña experiencia debido a los prolongados períodos dentro de casa. Por eso queremos compartir algunos consejos básicos sobre el trabajo remoto, y así ayudarte a mantenerte bien si estás de confinamiento.


Crea tu propio espacio.

Encuentra un lugar cómodo en la casa, y hazlo tu propio espacio exclusivo para el trabajo. Recuerda que es mejor mantener tus espacios de “relax" y de “trabajo" separados. Esto quiere decir (a ser posible), que hay que evitar la cama, el dormitorio o el sofá. Lo ideal es que tengas una silla y un escritorio (o una mesa de cocina o de comedor). Si es posible, crea este espacio en algún lugar cerca de una ventana o un balcón. Por el tiempo que dure el confinamiento, siempre es bueno y saludable recibir algo de luz natural. Incluso puede ayudarte a mantenerte en activo y a mejorar tu estado de ánimo.

Compré una vela perfumada, unas bonitas plantas y una cuantas flores para hacer mi lugar de trabajo más acogedor y bonito.

Nuestra Paralegal, Ella, ha encontrado una forma estupenda de mejorar su lugar de trabajo mientras trabaja a distancia. "Compré una vela perfumada, unas bonitas plantas y una cuantas flores para hacer mi lugar de trabajo más acogedor y bonito.", dijo. "Marcó la diferencia y hace que las cosas sean más positivas. Además, las plantas son buenas para la calidad del aire de la casa".

Si estás trabajando desde casa en compañía o con tu pareja, tal vez queráis designar una sala de "reuniones". De esta forma, cada uno tendrá un lugar privado donde poder ir cuando necesite hacer llamadas sin interrumpir a la otra persona.

Por último, y antes de empezar, asegúrate de que tienes todas las herramientas necesarias para ser lo más productivo posible a lo largo del día.


Mantenlo limpio.

Puede que te sientas bien dejando tazas de café sucias en tu lugar de trabajo ahora que estás en casa y no hay nadie alrededor para juzgarte. Por muy tentador que pueda parecer, intenta no hacerlo. Mantén tu espacio de trabajo tan ordenado como sea posible. Tener demasiado desorden en tu "nuevo" lugar solo te distraerá y te hará ser menos eficiente. Incluso puede tener algún efecto en la capacidad para procesar información.


Sigue una rutina.

Es importante tener una rutina definida cuando se trabaja remotamente. Aunque puede resultar tentador salir de la cama, coger el portátil, y empezar a trabajar, tener una rutina por la mañana te ayudará a dar un poco de normalidad a tu día. Levántate con tiempo, haz la cama, dúchate, vístete (querrás estar presentable para las videollamadas), desayuna de forma saludable y luego empieza tu jornada laboral. Esto ayudará a que tus días sean mucho más agradables.


Establece límites.

Si tiene hijos o pareja, haz saber tus horarios y zonas de trabajo, así sabrán cuándo no deben molestarte y qué zonas de casa deben evitar. Para ayudarte a no perder la concentración y evitar cualquier distracción, puedes usar unos tapones para los oídos o unos auriculares con cancelación de ruido. Estos límites también puedes aplicártelos a tí. Nuestro QA Chapter Lead, Leonel, dice: “Intenta no ver las noticias todo el día para mantener la salud mental y la positividad. En lugar de esto, elige determinados momentos del día para informarte… y luego, desconecta".


Mantén el contacto (virtualmente).

Al trabajar desde casa te puedes sentir sin esa conexión humana con tus compañeros de trabajo y en aislamiento total. Así que para esto, aprovecha las herramientas como Slack, Zoom, WhatsApp, Skype, FaceTime, Hangouts, etc. Haz una llamada (o mejor aún, una videollamada) a un compañero o compañera de trabajo cuando necesites esa conexión humana.

Nuestra Market Development Manager, Estefania, también nos recuerda que debemos ser comprensivos cuando se trata de esta nueva forma de comunicación con nuestros compañeros de trabajo. "Tenemos que tener un poco de paciencia con la conexión a internet", explica. "En España, por ejemplo, está completamente saturada, por lo que las videollamadas no siempre funcionan bien". Así que si la imagen se congela o el micrófono no funciona bien, ¡tómatelo con humor! Por frustrante que pueda ser a veces, recuerda que tu equipo está haciéndolo lo mejor posible.


Toma descansos.

Al igual que cuando se trabaja en la oficina u otro lugar, es bueno tomar descansos. Levántate, camina, estira las piernas y haz otra cosa que no esté relacionada con el trabajo de 5 a 15 minutos.

Mi actividad favorita para los descansos es la limpieza. Cada vez que necesito cinco minutos lejos de mi portátil, pongo una lavadora o lavo los platos.

Nuestra Content and Community Manager, Karolina, comparte su consejo para hacer descansos. "Mi actividad favorita para los descansos es la limpieza. Cada vez que necesito cinco minutos lejos de mi portátil, pongo una lavadora o lavo los platos", dijo. "Esto me hace desconectar por completo, y puedo volver al trabajo llena de energía. Además, al terminar de trabajar, ¡ya no tengo que hacer la limpieza!"

Procura tomarte tu tiempo para comer. La Recruiter Gaili nos dice: “Anota en el calendario tu hora para comer, de esta manera tus compañeros de trabajo sabrán que no deben programar reuniones durante esa hora".

Aliméntate adecuadamente para reforzar tu sistema inmune. Nuestra Paid Media Specialist, Puneet, sugiere: "Haz comida casera de la buena y no comas solo comida para el microondas". ¡No olvides mantener la hidratación y bebe mucha agua!


Para de trabajar.

Trabajar demasiado es la forma más rápida de perder la cordura, especialmente cuando se trabaja desde casa. Y es muy fácil perder la noción del tiempo cuando se trabaja a distancia. Pon alarmas y temporizadores, así sabrás cuándo desconectar y cerrar.

Nuestro Head of Design, Joe, comparte su truco para ayudar a tu cerebro a cambiar del "trabajo" al "hogar". "Me pongo el pijama solo por la noche, y esto me ayuda a sentirme como en casa".

Nuestra Credit Product Analyst, Jagoda, propone encontrar un nuevo pasatiempo para ayudarte a relajarte una vez que termines tu jornada laboral. "Encuentra un hobby que te guste y que te ayude a relajarte, como el yoga, la lectura, la costura, un juego de cartas o un juego de mesa".


Haz ejercicio.

Muchos de nosotros ya llevamos un estilo de vida bastante sedentario, y trabajar a distancia fomenta aún más este estilo de vida. Trabajar desde casa significa no hacer ese viaje diario, y se elimina la pequeña caminata que puedes hacer en dirección al trabajo, a la parada de autobús o a la estación de metro. Por eso es aún más importante incluir alguna actividad física durante los días de trabajo remoto. Y tampoco creemos que necesites un gimnasio a gran escala para poder sudar un poco en casa.

Nuestro Customer Support Agent, Selman, ha encontrado una buena forma de mantenerse activo: "Me gusta levantarme un poco más temprano y hacer algo de ejercicio. Me ayuda a mantenerme fuerte y motivado".


¿Cómo te mantienes saludable mientras trabajas desde tu propia casa? ¿Qué consejos puedes compartir con nuestra comunidad? Si crees que tienes dominado esto del trabajo a distancia, ¡nos encantaría escuchar tus consejos! Compártelos con nosotros en nuestro Facebook, Twitter, Instagram, o por email a community@monese.com.


Melissa Content Writer
Share this article